Jueves  14 de diciembre de 2017.

Traducir

Spanish Chinese (Simplified) English French German Greek Italian Japanese Norwegian Portuguese Russian
  • Danza guerrerense
  • Iglesia de Santiago Apóstol en Ometepec
  • Con agua y flores, fragmento
  • Encomendero
  • Tlacololeros
  • Entrada Fuerte de Acapulco
  • Mural en la ciudad de Tixtla
  • Monumento a la Bandera en Iguala
  • Ofrenda de Día de Muertos
  • Mujeres danzantes de Zitlala
  • Zona arqueológica Tehuacalco
  • Santuario en Olinalá
  • Fábrica de hilados en El Ticuí
  • Pescado a la talla
  • Museo de la Bandera en Iguala
  • Monumento a los héroes de la Independencia en Iguala
  • Danza de Los Apaches
  • Museo Regional de Guerrero en Chilpancingo
  • Mural del Palacio Municipal de Tixtla de Guerrero
  • Iglesia de Santa Prisca en Taxco
Previous Next

Adquiera su ejemplar

  • Cartel Enciclopedia
  • Cartel Enciclopedia

Buscar en el contenido

Patrocinadores

  • Consejo de la Crónica de Iguala
  • Visita la Feria a La Bandera
  • Visita la Feria a La Bandera
  • Patrocinador 2015-2017
  • Patrocinador 2015-2017
Visitas desde el 24-Feb-2012
3668465
HoyHoy527
AyerAyer1477
Esta semanaEsta semana4810
Este mesEste mes19448
TodosTodos3668465
Día más visitado 05-03-2017 : 4625
UNITED STATES
US
Usuarios conectados 61

Diseño Web

Ing. Sandra de Jesús Sánchez

Ing. Fernando Sánchez Garibay

Esta dirección de correo electrónico está siendo protegida contra los robots de spam. Necesita tener JavaScript habilitado para poder verlo.

Esta dirección de correo electrónico está siendo protegida contra los robots de spam. Necesita tener JavaScript habilitado para poder verlo.

Cocodrilos y lagartos

Estos enormes reptiles pertenecen a tres especies de las 21 que existen en el mundo. En Guerrero se localizan dos, diferenciadas por rasgos anatómicos: forma y tamaño del cráneo, las escamas y los dientes. El cocodrilo de río, el de pantano y el caimán son las especies que habitan en nuestro país.

Caimán

Se han adaptado a las costumbres anfibias y conservan caracteres arcaicos que los relacionan con los antiguos dinosaurios, aunque otros aspectos los sitúan como reptiles muy modernos. El tamaño puede ser de un metro de largo y unos cuantos kilos, hasta ocho m y una tonelada de peso; se distinguen por el cuerpo alargado, con cuatro patas cortas y palmeadas que les permiten desplazarse en tierra firme; la cola larga y fuerte es útil para el nado en los mantos de agua. Su cráneo es aplanado y la piel se halla adherida directamente al tejido óseo.

La dermis, protegida por escamas y escudos óseos, recuerda que se trata de una reliquia viviente. Los ojos y orificios nasales se ubican de tal forma que apenas sobresalen del nivel de la cabeza, esto les permite respirar y observar los alrededores, aun estando dentro del agua; así pasan casi inadvertidos mientras flotan, lo que les confiere cierta ventaja para capturar presas o defenderse de enemigos.

Los oídos y orificios nasales son cerrados a voluntad al momento de sumergirse, característica anatomo–fisiológica que les permite adaptarse a ciertas condiciones del medio; su cerebro es más complejo que el de los demás grupos de reptiles; el corazón posee cuatro cavidades y está casi tan avanzado como el de los mamíferos.

Se comunican con sus congéneres a través de sonidos, rugidos, gemidos, ronroneos y silbidos. Al emitir esas expresiones dan un mensaje específico, como cuando se comunican bajo el agua mediante sonidos de baja frecuencia, inaudibles para el hombre.

Son ovíparos. Alcanzan la madurez sexual alrededor de los diez años. Al oviponer escogen un lugar adecuado con hojarasca y tierra floja; cavan un hoyo donde entierran los huevos, los recubren con dicho material a fin de que haya temperatura y humedad constantes, indispensables para la incubación.

En noventa días nacen los descendientes; los pequeños lanzan ronroneos, llamando a la madre para que los ayude a nadar. Enseguida la madre los traslada a un medio donde aprenden a capturar pequeños crustáceos e insectos para su alimentación; a medida que crecen, la dieta se diversifica al perseguir culebras, ranas y peces; ya mayores, cazan roedores y mamíferos de gran tamaño. A consecuencia de su lento metabolismo, el requerimiento de nutrientes es reducido.

La longevidad se calcula de 60 a 80 años y la capacidad reproductora puede llegar hasta los últimos días de vida.

En Guerrero existe la familia crocodylidae, que incluye a todos los cocodrilos.

(EAV)