Martes  15 de octubre de 2019.

Traducir

Spanish Chinese (Simplified) English French German Greek Italian Japanese Norwegian Portuguese Russian
  • Iglesia de Santiago Apóstol en Ometepec
  • Encomendero
  • Mujeres danzantes de Zitlala
  • Pescado a la talla
  • Mural del Palacio Municipal de Tixtla de Guerrero
  • Tlacololeros
  • Mural en la ciudad de Tixtla
  • Museo Regional de Guerrero en Chilpancingo
  • Iglesia de Santa Prisca en Taxco
  • Monumento a la Bandera en Iguala
  • Fábrica de hilados en El Ticuí
  • Ofrenda de Día de Muertos
  • Museo de la Bandera en Iguala
  • Con agua y flores, fragmento
  • Danza guerrerense
  • Santuario en Olinalá
  • Entrada Fuerte de Acapulco
  • Monumento a los héroes de la Independencia en Iguala
  • Zona arqueológica Tehuacalco
  • Danza de Los Apaches
Previous Next

Adquiera su ejemplar

  • Cartel Enciclopedia
  • Cartel Enciclopedia

Buscar en el contenido

Patrocinadores

  • Consejo de la Crónica de Iguala
  • Visita la Feria a La Bandera
  • Visita la Feria a La Bandera
  • Patrocinador 2015-2017
  • Patrocinador 2015-2017
Visitas desde el 24-Feb-2012
4514076
HoyHoy90
AyerAyer1768
Esta semanaEsta semana1858
Este mesEste mes20060
TodosTodos4514076
Día más visitado 05-07-2018 : 2924
?
UNKNOWN
Usuarios conectados 26

Diseño Web

Ing. Sandra de Jesús Sánchez

Ing. Fernando Sánchez Garibay

Esta dirección de correo electrónico está siendo protegida contra los robots de spam. Necesita tener JavaScript habilitado para poder verlo.

Esta dirección de correo electrónico está siendo protegida contra los robots de spam. Necesita tener JavaScript habilitado para poder verlo.

Contaminación

Región Costa Chica. Los ríos Santa Catarina, Marquelia, Copala, Nexpa, Papagayo, La Sabana y San Juan presentan marcada contaminación biológica, y eutroficación por la elevada concentración de nutrientes (fosfatos) en los ríos Santa Catarina, Nexpa y La Sabana por descargas de aguas de tipo doméstico sin tratar, con alta concentración de detergentes y contaminantes de todo tipo.

La cuenca del río La Sabana, donde están asentadas más de 20 empresas, entre refresqueras, rastros, frigoríficos, cementeras, etc., reúne una alta concentración de contaminantes que contribuyen a la eutroficación y aumento de carga orgánica que abate los niveles de oxígeno disuelto en la laguna de Tres Palos, sobre todo en la época en que el intercambio con el agua de mar es nulo.

Región  Costa  Grande. Los ríos Petatlán, Coyuquilla, Papanoa, San Luis, Tecpan y San Jerónimo o Atoyac presentan una contaminación de tipo biológico moderada; sin embargo, alcanzan niveles importantes en la cuenca del río Atoyac, donde existen a lo largo de su cauce por lo menos seis descargas de aguas sin tratar, con una contaminación biológica severa, que proviene del rastro, con una alta carga de materia orgánica y nutrientes.

Las lagunas costeras litorales no escapan a ese tipo de contaminantes y en lagunas como la de Coyuca y Mitla existen puntos críticos de contaminación por arrastre de contaminantes biológicos por las poblaciones asentadas en La Barra, Pie de la Cuesta y El Embarcadero, y también de agroquímicos de las zonas de cultivo.

La instalación de algunas industrias madereras en la Costa Grande, que en aras de un supuesto beneficio para la población contribuyen al empobrecimiento en recursos naturales en la zona y a utilizar las zonas costeras y estuarinas como basurero para todo tipo de residuos contaminantes, genera altas concentraciones de nutrientes y metales tóxicos.

Región de La Montaña. La cuenca del río Tlapaneco presenta un 85% de erosión por la tala inmoderada y existe contaminación por los plaguicidas utilizados en la actividad agrícola en la cañada de Huamuxtitlán.

Conclusión.

Se puede considerar que la contaminación de tipo biológico en los cuerpos de agua ha sido la constante general en todas las cuencas estudiadas, por lo cual hay una necesidad imperiosa de plantas potabilizadoras para el agua que consume la población, de plantas de tratamiento para el agua residual de tipo doméstico e industrial y la reutilización del agua tratada, para mejorar la calidad de vida al contar con agua limpia, disminuir los niveles de enfermedades gastrointestinales y de todo tipo y evitar daños a los ecosistemas (actividad pesquera en ríos, estuarios y lagunas costeras, muerte de aves, peces, etc.).

Como consecuencia del desarrollo industrial, de la teoría económica globalizadora del crecimiento ilimitado, de la sociedad de consumo, del manejo intensivo del petróleo y sus derivados y del uso desmedido de plaguicidas en agricultura, nos enfrentamos a un deterioro ambiental a escala mundial, que hace necesario que además de implantar medidas urgentes de protección ambiental, se realicen estudios de monitoreo y control de la contaminación existentes a niveles locales y regionales, para evitar la acción destructiva de los contaminantes sobre el ambiente y el hombre.

El estado de Guerrero no ha podido sustraerse a los procesos de degradación ambiental ocasionados fundamentalmente por la pérdida de sus bosques, la contaminación de sus cuencas hidrográficas por descargas industriales (como la gran cuenca del río Balsas, que arrastra contaminantes de todo tipo desde los estados de Tlaxcala y Puebla, donde nace, y de los afluentes de los estados de Oaxaca, Morelos México y Michoacán), por la contaminación de suelos, contaminación y desaparición de acuíferos, uso de agroquímicos tóxicos en zonas agrícolas y por la presencia de metales tóxicos de la actividad minera, que son contaminantes de los mantos freáticos y pozos que con frecuencia abastecen de agua a las poblaciones.

La problemática ambiental representa una tarea muy grande que no se puede dejar sólo a las instancias de gobierno, es responsabilidad de toda la sociedad que se involucre desde su acción cotidiana y familiar en mantener limpio su entorno ambiental (todos tenemos que contaminar cada vez menos). Los gobiernos pondrán en práctica políticas ambientales que modifiquen las formas de vida, en esa tarea es inaplazable la educación y la información, el cambio de cultura ambiental de la población; de lo contrario, y de seguir las tendencias actuales, a mediano plazo no habrá agua suficiente para el despilfarro urbano, ni recursos suficientes en los ayuntamientos que cubran los servicios de la población. ¡El futuro será el resultado de nuestras acciones presentes!

(JCLU)